El Salvador se retira del eje “progresista”, acusa a Ortega y Maduro de gobernar a la fuerza y no los invita a toma de posesión de la nueva presidencia

Agencia rusa Sputnik sostiene que Bukele, nuevo presidente salvadoreño, cambió a Venezuela y Nicaragua por Estados Unidos. Lo que pareciera mostrar que nuestro continente sigue atrapado por la guerra fría: o están con Estados Unidos o Están con Rusia. Si bien ese es el juego de las burocracias gobernantes de izquierda o derecha, contribuye a ocultar el rol autónomo de la potencia socia que crece por distintos lados cuestionando a ambos actores del juego geopolítico de las potencias.



El Salvador “rompe” con Honduras, Nicaragua y Venezuela.

Confirmado
10/04/2019

El presidente electo de El Salvador, Nayib Bukele, confirmó que los mandatarios de Honduras, Nicaragua y Venezuela no están invitados a la ceremonia de su investidura programada para el próximo 1 de junio.

“La información es correcta: Juan Orlando Hernández, Daniel Ortega y Nicolás Maduro, no están invitados a la toma de posesión”, tuiteó Bukele.

Federico Anliker, secretario general de Nuevas Ideas, dijo a la prensa local que los gobiernos de Venezuela, Nicaragua y Honduras eran “muy cuestionados” y que sus presidentes “se han autoimpuesto”.

Fuentes diplomáticas confirmaron a Sputnik que Bukele se reunió este martes con los embajadores acreditados en El Salvador para abordar la participación de sus líderes en la toma de posesión, pero no invitó a representantes de Honduras, Nicaragua y Venezuela.

Bukele criticó la semana pasada en redes sociales a Ortega y Hernández, a quienes acusó de de estar en el poder “a la fuerza”.

El aún gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN, izquierda) fue un fuerte aliado de Nicaragua y Venezuela en diversos escenarios internacionales, pero Bukele apostó por fortalecer los vínculos con Estados Unidos, donde viven más de dos millones de emigrantes salvadoreños.

Durante una visita a Washington, a mediados de marzo pasado, Bukele afirmó que El Salvador busca una relación más sólida con EEUU y marcará distancia con Nicaragua y Venezuela.

“En el caso de (Nicolás) Maduro y (Daniel) Ortega, pueden irse despidiendo de sus aliados de El Salvador”, manifestó en aquella ocasión.

Bukele, quien logró el 53,03 por ciento de los votos en los comicios del pasado 3 de febrero, tomará posesión del cargo el 1 de junio, en una ceremonia que pidió convocar para las 15:00 horas en la Plaza General Gerardo Barrios, en el centro de San Salvador.