Artículos de: 3 Enero 2019

Sigue ola de desobediencia mapuche: Ocupan otra municipalidad y comunicado de los presos políticos mapuche

Prensa    03.Ene.19    Mapuche

En el contexto de una nueva conmemoración del asesinato del weychafe Matías Catrileo Quezada, los presos políticos mapuche de la cárcel de Temuko, expresamos lo siguiente:


Detienen y liberan de inmediato a uno de los líderes de los chalecos amarillos. ¿Cuál es el mensaje?

¿Acción provocadoramente calculada o nuevo faux pas del Gobierno francés? Dos días después de que Emmanuel Macron advirtiera durante su tradicional discurso de fin de año que “el orden republicano será garantizado sin indulgencia”, uno de los líderes del movimiento de protesta de los chalecos amarillos al que el presidente enviaba su aviso, Éric Drouet, era arrestado por convocar un acto no autorizado en París. La detención ha suscitado fuertes críticas políticas y podría recrudecer de nuevo las protestas de las clases medias empobrecidas que han agitado Francia las últimas semanas.


De los chalecos amarillos en Francia a las luchas obreras portuarias en Valparaíso

Buen análisis, aunque el entrevistador y el autor ponen el énfasis en la izquierda y el sindicalismo, sin percibir que ambos están en repliegue, pues como demostró el gran incendio de Valparaíso, hay algo más de fondo que tienen los mapuche (identidad de nación) y que se presenta a rasgos y en momentos en esta ciudad-puerto (solidaridad humana, instinto de la especie, etc). Los mapuche no luchan por una promesa o un destino futuro, sino por la raíz de las formas de vida comunitaria que constituyen su ser actual, a diferencia de la porteñidad donde ha sentado sus reales el individualismo y donde el sector que cuenta con trabajo estable es un mínimo, en tanto la mayoría procura un ingreso en las calles y consecuentemente con ello sólo vota el 30% de la población. En ese terreno el sindicalismo y la izquierda no tienen donde esparcir las esperanzas, que finalmente han resultado en todo el planeta solamente un modo “alternativo” de administrar el capitalismo.


Comunicado del Congreso Nacional Indígena y el Concejo Indígena de Gobierno por el 25 Aniversario del levantamiento armado del Ejército Zapatista de Liberación Nacional

El Instituto Nacional de Pueblos Indígenas de

México: Profundizando las causas de la distancia y el choque entre el flamante presidente López Obrador y el zapatismo

Asumir que la Cuarta Transformación tendrá el mismo calado que la Independencia, la Reforma y la Revolución, tal vez sea albergar demasiadas esperanzas en un proyecto continuista, aunque socialdemócrata.


Se destapa la olla y queda claro que gobiernos de izquierda y derecha persiguen aniquilar el protagonismo social. Bolsonaro de Brasil y López Obrador de México aplican la política de atacar a las comunidades que defienden la tierra y la vida

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, firmó un decreto por el que concede al Ministerio de Agricultura el poder para identificar y delimitar las tierras indígenas y de afrodescendientes, una importante victoria para la industria agraria que los activistas observan con temor.

El conflicto de intereses entre el Gobierno de Lula y el Ministerio de Medio Ambiente provocó la dimisión de la por entonces ministra Marina Silva, que desde aquel momento se convirtió en oposición política. “La visión desarrollista del PT se hizo más presente en este momento a través de una política de avance sobre la Amazonia con grandes hidroeléctricas, con obras de infraestructuras y con asociaciones entre el Gobierno y grandes empresas de la agropecuaria como la JBS (la mayor empresa de producción de carne de América Latina).
A Lula no lo sacaron porque “defendía la tierra y la población”, sino porque ya no controlaba el movimiento social, que perdió la “disciplina cívica”. El reordenamiento de las derechas y las instituciones del poder se va adecuando rápidamente a las necesidades de defensa estatal contra la autonomía y los autogobiernos de los de abajo.


India: el largo historial de abusos de curas católicos a monjas

El sistema se está sacando de encima a las instituciones que utilizan a veces la racionalidad democrática contra la brutalidad de los Bolsonaros, Trump y evangélicos que están acabando con el poder hipócrita de los políticos y de los religiosos que enmascaran sus intereses con discursillos morales y utópicos para emborrachar la perdiz. No cabe duda que esta noticia que desenmascara aún más a los patudos de la iglesia católica, viene a nutrir la campaña de desmantelamiento de las instituciones que ya no pueden atajar el avance de gigantes del protagonismo social que desde abajo construye su proceso de recuperación de las formas compartidas de vivir, producir y reproducir lo común -lo que de es de todos- zafándose de las camisas de fuerza ideológicas, institucionales, normativas y culturales del poder. Desacreditar y encarcelar a la izquierda ligh de Brasil fue un imperativo para imponer al bolsonarismo antes que el pueblo consiga aumentar sus formas de autoorganización y autogobierno. En México ese es el papel del izquierdista presidente López Obrador: acabar con el protagonismo y el creciente papel de los autogobiernos indígenas, al igual que Ortega y Maduro de Nicaragua y Venezuela, o de Erdogan el presidente dictador de Turquía cuya misión es acabar con la expansión de los autogobiernos del centralismo democrático kurdo en oriente medio.
Conclusión: el sistema se saca las caretas democráticas e hipócritas para mostrar sus dientes de monstruo al descubierto y destrozar a dentelladas a quien hable o actúe fuera de la disciplina impuesta, como están haciendo las comunidades del pueblo mapuche.
La estrategia del poder está en que la gente desee la opresión de la dictadura-esclavitud democrática y bonachona, pero ya es demasiado tarde, los pueblos están despertando y pasan de largo de las demagogias de izquierda y de derecha para avanzar hacia los autogobiernos sin estado.